Qué es la diversidad

La diversidad en el lugar de trabajo abarca la raza, el género, el grupo étnico, la edad, la educación, la religión, la orientación sexual, la ideología política, el estado físico y mental, así como otras características y cualidades distintas entre las personas. 

Por qué es la diversidad pertinente para las empresas

Las empresas de todo el mundo tienen ante sí el desafío de atraer y mantener a los mejores equipos de empleados posibles. Aprovechar de manera eficaz la combinación óptima de experiencia, competencias, puntos de vista y fortalezas resulta esencial para la competitividad, la productividad y la rentabilidad, y es algo que las empresas de todo el mundo persiguen de forma activa. 

En la actualidad, se reconoce cada vez más que:

  • Un equipo competente y diverso forja una reputación sólida para la empresa.
  • Las empresas se enriquecen en el ámbito operativo y financiero con las contribuciones únicas que realiza cada persona.
  • El éxito de la diversidad en el lugar de trabajo se considera cada vez más como una parte esencial del desempeño de las organizaciones, y constituye un indicador de la calidad de la gestión de los dirigentes empresariales.
  • Fomentar lugares de trabajo que respeten e integren diferencias eleva la moral y la productividad de los empleados.

Cuál es la postura de la OIE sobre la diversidad

La OIE reconoce que la diversidad de la fuerza de trabajo incrementa la eficacia, la productividad y la sostenibilidad de la empresa y, por tanto, tiene una repercusión positiva en los resultados económicos y en la sociedad en su conjunto. La OIE trabaja para ofrecer apoyo a sus miembros en todos los países y en todas las fases de desarrollo, con el fin de fomentar una mejor comprensión de los beneficios ligados a la diversidad en el lugar de trabajo. Asimismo, la OIE pretende dotarlos de medios para participar en la legislación nacional mediante la redacción de políticas y prácticas sobre diversidad, de modo que estas no solo cumplan con la ley, sino que se hagan plenamente efectivos los beneficios operativos y en materia de productividad.

En cuanto a la promoción de la igualdad de género, en particular, redunda en interés del empleador fomentar lugares de trabajo exentos de discriminación contra las mujeres (y otras personas) y garantizar que las decisiones relacionadas con el empleo se basen en méritos individuales y no en otros atributos. En este contexto, los empleadores buscan la eliminación eficaz de los obstáculos para acceder de forma igualitaria a las oportunidades de formación, educación, contratación y desarrollo profesional.

Cómo influye la labor de la OIE sobre diversidad para la promoción de la agenda empresarial

La OIE reconoce que, en general, las personas se enfrentan a desafíos únicos a lo largo de diferentes etapas del empleo. La naturaleza específica de estos desafíos y los medios para abordarlos dependen del contexto nacional, social, cultural y económico en el que viven y trabajan.

En el ámbito la diversidad, la OIE:

  • Apoya la adopción del Convenio núm 111 de la OIT sobre la discriminación (empleo y ocupación). Además, promueve la Declaración de la OIT relativa a los principios y derechos fundamentales en el trabajo, que incluye la no discriminación en el ámbito del empleo y la ocupación e informa sobre los principios laborales del Pacto Mundial de las Naciones Unidas. 
  • Trabaja en colaboración con la Oficina de Actividades para los Empleadores (ACT/EMP) de la OIT para brindar apoyo y orientación de primera mano sobre la diversidad y la igualdad de género a nivel nacional. 
  • Coopera y participa en los debates sobre el marco político mundial con el Comité Consultivo Empresarial e Industrial de la OCDE (BIAC), para promover de forma conjunta la justificación económica de la diversidad y la igualdad de género.