COVID-19: Acción conjunta en apoyo a la industria textil

Contacto(s)

Roberto Suárez Santos

Secretario General

Matthias Thorns

Secretario General Adjunto

Jean Milligan

Directora de comunicaciones

Empleadores, trabajadores e importantes marcas se unen a la OIT en un llamamiento a la acción en apoyo a la industria textil.

La Organización Internacional de Empleadores (OIE), la Confederación Sindical Internacional (CSI), IndustriALL Gloabal Union, la Federeación de Empleadores de Bangladesh así como importantes marcas y minoristas como Adidas, C&A, H&M Group, la Federación Internacional de la Industria del Vestido, Inditex, M&S, Primark, PVH Corporation, Ralph Lauren, Tchibo, VF Corporation, Under Armour y Zalando SE están trabajando, junto con la Organización Internacional del Trabajo (OIT), en la adopción de medidas de apoyo a los fabricantes para superar los problemas económicos derivados de la pandemia de COVID-19 y para proteger los ingresos, la salud y el empleo de los trabajadores. Esta acción mundial insta también a que se adopten sistemas sostenibles de protección social para una industria textil más justa y resiliente.

En concreto, las organizaciones de empleadores y de trabajadores, junto con importantes marcas y minoristas, aprueban un llamamiento a la acción y se comprometen a trabajar junto con los gobiernos y las instituciones financieras para movilizar fondos económicos suficientes que permitan a los fabricantes garantizar la continuidad de sus actividades, entre ellas el pago de los salarios, así como el apoyo a los ingresos y a los planes de conservación de empleo, con el fin de hacer frente al impacto de la crisis.

El Secretario General de la OIE, Roberto Suárez Santos, explica: «El impacto económico de la pandemia de COVID-19 en esta importante industria requiere una respuesta mundial. La OIE se une a este llamamiento a la acción con el objetivo de apoyar la continuidad de las empresas y la subsistencia de los trabajadores de la industria textil durante este difícil periodo. Se trata de una iniciativa voluntaria que se centra en movilizar la acción colectiva. No pretende dejar de lado a los agentes, las empresas y las organizaciones que no puedan unirse».

La Secretaria General de la CSI, Sharan Burrow, se une a este llamamiento a la acción para garantizar que los empleos y los negocios sostenibles en las pymes de la industria textil se mantengan a lo largo de este periodo crítico. Sharan expone: «No podemos permitirnos la devastación humana y económica provocada por el colapso de nuestras cadenas de suministro mundiales ni que millones de personas más en las economías en desarrollo se vean arrojadas de nuevo a la pobreza. Los empleos, los ingresos y la protección social son los dividendos de la continuidad de las empresas y esta declaración reclama fondos de emergencia y protección social para los trabajadores con el fin de garantizar la supervivencia de la industria en los países más pobres. El liderazgo y la cooperación de todos agentes son vitales para labrar un futuro basado en la resiliencia y en el trabajo decente».

El Secretario General de IndustriALL, Valter Sanches, dice: «Estos principios constituyen los primeros pasos fundamentales hacia la movilización de fondos necesarios para garantizar la subsistencia de los trabajadores de la industria textil durante y después de la crisis. La industria necesita ahora medidas concretas para proteger las cadenas de suministro y a los trabajadores de los que dependen».

El Director General de la OIT,Guy Ryder, comenta: «La Organización Internacional del Trabajo está muy preocupada por la amenaza que supone el COVID-19 para millones de empleos en la industrial textil mundial. Estamos ante una crisis sin precedentes que solo puede resolverse con la solidaridad de todos. La prioridad debe ser preservar las empresas y proteger a los trabajadores. En el núcleo de esto se encuentra el diálogo social efectivo entre los gobiernos y las organizaciones de trabajadores y de empleadores. Instamos a todos los actores a atender este llamamiento y a tomar medidas conjuntas que nos ayuden a evitar una catástrofe para la industria».

Emanuel Chirico, Presidente y CEO de PVH Corporation,declara: «La pandemia de COVID-19 ha afectado gravemente a todos los elementos de la cadena de valor textil, desde las tiendas minoristas en todo el mundo (que se han visto obligadas a cerrar) hasta los trabajadores, las familias y las comunidades en toda la cadena de suministro. Reconocemos que afrontar esta situación supone un reto mayor que si solo se tratara de una empresa y, por tanto, requiere una respuesta colaborativa de la industria. PVH está comprometida con la causa. Debemos trabajar juntos, marcas, gobiernos y representantes de los trabajadores, así como empleadores, para establer una industria textil más justa y resiliente, que esté mejor equipada para abordar los impactos humanos y empresariales del COVID-19 y de cualquier crisis futura».

La Dra. Rubana Huq, Presidenta de la Asociación de Fabricantes y Exportadores de Ropa de Bangladesh, expresa su apoyo: «Apreciamos enormemente la iniciativa mundial tomada conjuntamente por la OIE, la CSI, IndustriALL y la OIT, que invita a todas las marcas/compradores/minoristas de renombre y a otras partes interesadas a este llamado con el fin de apoyar a los trabajadores y a las empresas del sector textil en todo el mundo, gravemente afectados por el COVID-19. Esperamos que esta sea una plataforma colectiva y colaborativa donde las empresas del mundo entero se unan para hacer frente a la crisis inmediata y protejan las vidas y el sustento de millones de trabajadores, permitiendo así que la industria textil pueda hacer frente a los desafíos y salga airosa de las dificultades con una resiliencia renovada».

La OIE, la CSI, la OIT y las demás organizaciones que respaldan esta declaración se comprometen, de acuerdo con sus respectivas funciones, a apoyar el desarrollo de los pisos de protección social y a ampliar la protección social de los trabajadores y empleadores de la industria textil.

En las próximas dos semanas se establecerá un grupo de trabajo internacional convocado por la OIT y coordinado por la OIE y la CSI, en la que participarán marcas y fabricantes, organizaciones de trabajadores y de empleadores, así como gobiernos, para seguir elaborando las medidas de aplicación necesarias para cumplir estos compromisos.

Podrán encontrar la versión completa del llamamiento a la acción en la sección «Recursos».                                                                                                          

Para preguntas relacionadas con las comunicaciones, pónganse en contacto con:

Para obtener más información, consulten los siguientes sitios web: