La OIE desempeña un papel prominente en la Cumbre de Ministros de Trabajo del G7 sobre el futuro del trabajo

Contacto(s)

Matthias Thorns

Secretario General Adjunto
thorns@ioe-emp.com
+41 (0) 22 929 00 19

Los delegados que se reunieron en París para asistir a la Cumbre Ministerial de Trabajo del G7 aprobaron una Declaración Tripartita en la que la OIE y el BIAC realizaron importantes aportaciones.

Los Ministros de Trabajo y Empleo de los países del G7 aprobaron una Declaración Tripartita que establece un plan de acción con nueve puntos para definir un futuro del trabajo igualitario; crear un entorno propicio para el crecimiento empresarial; aumentar el trabajo decente para todos y promover una mayor justicia social.

Los Ministros de Gobierno se han estado reuniendo en París como parte de los preparativos para la Cumbre de Jefes de Estado del G7, que se celebrará en agosto de 2019.

Dentro del plan de nueve puntos, instaron a la comunidad mundial a intensificar los esfuerzos para la creación de un panorama económico sostenible y justo, que cree puestos de trabajo y haga prosperar a las economías. Asimismo, declararon que nadie debe quedar excluido de un mundo del trabajo decente.

Otros puntos de la Declaración incluyen llamamientos que solicitan la unificación de las acciones gubernamentales con el fin de definir el futuro del trabajo; una mayor coherencia en las políticas y las labores internacionales sobre normas de empleo y de política social; un mayor intercambio de conocimientos sobre prácticas óptimas relacionadas con la protección social; el aumento de la inversión en el aprendizaje permanente y la mejora de la igualdad de género en el lugar del trabajo. En este último punto, los Ministros del G7 acogieron con satisfacción la importante labor realizada antes de la Conferencia Internacional del Trabajo de junio para obtener un instrumento internacional que acabe con la violencia y el acoso en el trabajo.

El Presidente de la OIE, Erol Kiresepi, dejó claro en su discurso de apertura que los desafíos que el empleo plantea en la actualidad no pueden resolverse con un enfoque para «empresas a la antigua usanza». Asimismo, declaró: «Necesitamos una visión audaz del mundo en el que queremos vivir y de las reformas necesarias para hacerlo realidad».

El Sr. Kiresepi felicitó a los participantes por la adopción de la Declaración Tripartita y señaló: «El hecho de que hayamos logrado alcanzar una declaración tripartita no solo muestra el firme compromiso de todos nosotros por trabajar unidos y abordar estas cuestiones de forma conjunta, sino que también destaca la necesidad apremiante de tomar medidas audaces».

La Declaración Tripartita se utilizará como base para formular la Declaración Final del G7 en agosto.